productos-kilometro-cero
La carta del restaurante Remoña siempre se ha caracterizado por el empleo mayoritario de productos locales, desde las carnes de su propia ganadería y los embutidos caseros hasta las hortalizas, vinos, quesos, etc. de la zona, es decir, de Liébana. Alrededor del 80% de los platos que salen de su cocina se elaboran con productos autóctonos, o lo que ahora se conoce como productos km 0 (kilómetro cero) y movimiento ‘Slow Food’ (‘comida lenta’, por oposición al ‘fast food’ o ‘comida rápida’).

La filosofía Slow Food que promueven los restaurantes km 0 apuesta por la producción y consumo local en base a diversas razones de tipo ecológico (reducción de las emisiones de CO2 a la atmósfera producidas por el transporte de alimentos), gastronómico (los productos alimenticios recién extraídos, como frutas o verduras, tienen más propiedades y un mejor sabor y olor, al estar frescos; además, no tienen que recibir los tratamientos de conservación o congelación que requieren los traídos desde lejos y también se protege así la elaboración de platos típicos basados en productos locales), económico (se mantiene y refuerza la economía local, en especial los pequeños y medianos productores), y social (cada vez más preocupa la información sobre el origen de los productos y los métodos de elaboración).
Slowfood-logoTales razones coinciden a la perfección con la filosofía que desde hace más de 35 años impera en la cocina del restaurante Remoña: productos caseros y locales, platos típicos y elaboración lenta. El mejor ejemplo de esta manera de funcionar es el cocido lebaniego del restaurante Remoña (premiado los tres últimos años en la Ruta de los Pucheros de Cantabria con dos primeros puestos -2014 y 2015- y un segundo -2016-).

Auténtico cocido lebaniego km 0 y slow food: la mayoría de los ingredientes del cocido lebaniego de Turismo Rural Remoña se producen en Liébana, e incluso todas las carnes que incluye proceden de su propia ganadería. Sus componentes principales son los pequeños y tiernos garbanzos de Liébana, las patatas y la berza o el repollo, más el ‘compango’ (chorizo, morcilla, tocino, hueso de jamón de cerdo, carne de ternera y el relleno con masa hecha de miga de pan, huevo, chorizo y perejil).

Queda claro que el km 0 pasa por Turismo Rural Remoña, en Espinama, Liébana, Cantabria.

Share This